El Gran Encuentro con la Divinidad

  • Por María Parente Mariño y Roberto Carlos Mirás

 

Del no-ser llévame al ser.

De la oscuridad condúceme a la luz.

De la muerte llévame a la inmortalidad   (Brihadaranyaka Upanishad, 1-3.28)

 

Hablar de la India es hacerlo de sus gentes y de sus muchas ceremonias. Entrar por Nueva Delhi y salir por Chennai, antigua Madrás es hacerlo y ver como nuestros sentidos cambian por completo. Ir en sus autobuses o en sus trenes, subir y bajar es encontrarse en cada esquina con un mundo totalmente diferente al nuestro. Una India, la de hoy que se encuentra por encima de muchos de los países avanzados en donde la tradición y la modernidad parecen ir de la mano.

«Tal como los peregrinos circunvalan un Templo, del mismo modo y según las palabras de la estudiosa norteamericana Diana L. Ech en su obra ‘Darsan. La visión de la imagen divina en la India’ algunos peregrinos recorren los lugares de esta tierra sagrada incluyendo en su ruta los cuatro dhams o moradas de los divino en los cuatro puntos cardinales Badrinth, al Norte; Puri al Este, Ramesvaram al Sur y Dvaraka al Oeste. Ahora los lugares mágicos, geográficos o sagrados como el Himalaya y el Ganges son entre otros en toda la India lugares importantes junto a los ríos y montañas en las diferentes regiones del país con una sagrada tradición propia»

 

Pero, un entusiasta, una persona joven se planteó la pregunta: ¿Se pueden conseguir los sueños?  Tras varios viajes o recorridos a la India y al darle varias vueltas en su cabeza, Naren Herrero comenzó a preparar el que sería su gran viaje… Comenzó escribiendo en un blog cuales habían sido sus experiencias, sus encuentros y encontronazos a lo largo de los mismas. Quizás para conocerlo mejor supo rodearse tanto de personas como de las grandes obras bibliográficas.  Ya el Mahatma Gandhi (1869-1948) solía decir que «La verdadera India se encuentra en los pueblos» y esto es lo que nuestro autor ha intentado descubrir en su primer trabajo.( Ha escrito artículos, conferencias y libros hablando de su viaje espiritual) Pero como suele ocurrir además de la influencia paterna hubo un libro que marcó a toda una generación y a nuestro protagonista en esta aventura y al día de hoy podemos considerar un clásico: «Autobiografía de un yogui» de Paramahansa Yogananda. Dentro del mundo del Yoga y de la espiritualidad uno de los aspectos más importantes es la experiencia y  al escribir varios textos logró tener en sus manos el que sería su primer trabajo, «Diario de un viaje espiritual de un hijo de vecino» Pero ¿qué hacer? nos preguntamos al leer las distintas páginas escritas por nuestro protagonista ¿Cómo enterarnos o como estudiamos a un país, a un subcontinente, a una India que posee una gran cultura y que está poblada por más de mil millones de habitantes. ¿Cómo hacerlo? Pues especializándose en el estudio de su Mitología, y lo que eso conlleva ofreciendo talleres  y charlas sobre Yoga y hablando sobre esa gran variedad de temas que son la Filosofía y la Mitología hindú, en una palabra, bebiendo de sus fuentes ,yendo a ellas. Pero siempre falta algo para que el ser humano tenga esa sana curiosidad… Nuestro autor sintió como muchos otros ese deseo. Uno de los grandes temas dentro del campo del hinduismo es – ya lo hemos comentado-, la peregrinación, esa ceremonia, ese rito para ir a las fuentes, al origen, a lo creado y quizás a la Divinidad. Y volviendo a nuestra  autora L. Ech «en la India es muy común observar muchedumbres que aguardan reunidas en el patio de un templo o a la entrada de un santuario al lado del camino con el propósito de recibir el darsan de la deidad. Darsan significa ‘visión’ En la tradición ritual del hinduismo la palabra denota en particular una visión religiosa, la percepción visual de lo sagrado. Al visitar un templo un hindú por lo general no dice ‘voy a rendir culto’ dice en cambio, ‘voy al darsan’ Va a ver la imagen de la deidad» a lo que añade: «trátese de Krsna, Durga, Shiva o Vishnú presente en el santasantórum del templo»

 

  • KUMBHA MELA

Como diría la Primera Ministra Indira Gandhi (1917-1984) «La India no ha sido nunca un país fácil de comprender. Quizás sea demasiado profunda, contradictoria y diversa y poca gente en el mundo contemporáneo tiene el tiempo o la predisposición para ver más allá de lo obvio» En Occidente estamos acostumbrados a escuchar continuamente dos términos Oriente-Occidente. Sin embargo la palabra Kumbha Mela suele salir en algún medio de comunicación esporádicamente con grandes fotografías en donde hay un texto muy vago explicando  lo que hacen una serie de personas. Naren Herrero comenzó buscando información, intentando  ver con quienes podía hablar en India y que estas personas le explicaran un poco como se desarrolla la misma hablando de sus experiencias y respondiendo a esas preguntas que se había hecho durante estos años y que al mismo tiempo le contaran su propia historia. Escuchaba hablar de ella, veía documentales. Y por fin en el año 2013 llegó su ocasión. Su trabajo se encuentra en las librerías siendo uno de los primeros volúmenes en lengua castellana que habla de este gran tema. Para Álvaro Enterría, editor, amén de autor de «La India por dentro. Una guía cultural para el viajero» así como autor del prólogo de este volumen nos habla de la Kumbha Mela «como la celebración más grande del mundo» A lo que añade: «No es fácil comprender los rituales y conceptos de culturas diferentes a la nuestra. A menudo nos parecen absurdos, irracionales o supersticiosos, sin darnos cuenta pueden carecer de significación y parecer ridículos e incomprensibles a las gentes de otras partes del Globo» Ahora en los Puranas, Escrituras Sagradas se relatan los acontecimientos que dan origen al festival del Kumbha Mela. Un lugar de peregrinaje que se convierte en una gran ciudad, para acoger a los miles de peregrinos que llegan cada día. ¿Cuál ha sido el origen del festival? , ¿y las enseñanzas de los maestros? o ¿Quiénes son los Naga/Baba famosos por qué van siempre desnudos?  Y les hablamos de los Nagas como una tradición guerrera los cuales pueden enfadarse y dar lugar como ocurrió en el siglo XIX al enfrentamiento entre Nagas Shivaitas y Vishnuitas dando lugar a muchas muertes. Pero con una base documental y académica nos encontramos con los los Devas, semidioses y los Asuras, demonios que hicieron un pacto para poder batir el Océano de leche y poder obtener el amrita, Néctar de la Inmortalidad. De ese Océano apareció Dhanvantari que es una encarnación de Vishnu con una vasija, Kumbha, que contenía ese Néctar. Dhanvantari repartió el contenido de la Kumbha a los cuatro sabios que partieron en cuatro direcciones diferentes. Los demonios persiguieron a los sabios durante doce días celestiales, doce años de nuestro tiempo, y durante la lucha, gotas del Néctar cayeron en Haridwar, Prayaga, Ujjain y Nasik dando así lugar al celebración más Grande del Mundo, a la Kumbha Mela. Ahora cada tres años aproximadamente la Kumbha Mela tiene lugar en estas cuatro ciudades y al cabo de doce años vuelve de nuevo al mismo lugar. De todos los rincones de la India acuden visitantes que son entre los quince y los veinte millones, una ceremonia para purificarse a la que están todos invitados. «Basados en una tradición oral existente, los grupos ascéticos sostienen que la Kumbha Mela fue iniciada, o al menos promovida por Adí Shankara, también llamado Shankaracharya que es el mayor filósofo del hinduismo y principal promotor de la escuela filosófica del Advaita-Vedanta o no dualismo» sostiene nuestro autor.Nos hallamos ante un tema completamente diferente, ante personas que emplean una filosofía de vida, no mejor que la nuestra, pero si diferente con ciertos matices respeto a Occidente. Desde el escocés Willian Dalrymple con «La ciudad de los Djinns, un año en Delhi» en donde relata sus distintas experiencias en la capital, hasta «Nueve Vidas» en donde se encuentra con nueve personajes que le cuentan sus distintas experiencias en todos los ámbitos de la vida, hasta el escritor y editor Agustín Pániker con su «Indika, una descolonización Intelectual». Muchos han intentado contar lo que es y no es este subcontinente, pero ¿lo han conseguido?  Y hacemos nuestra una cita de la Chandogya Upanisad, 8-I «Hay en nuestro corazón un diminuto espacio y, sin embargo, en ´el moran el Sol, la Luna y las estrellas»

 

  • HECHOS QUE HAN HECHO HISTORIA 

¿Qué es la India y qué no lo es? Quizás a éstas y a otras preguntas ha respondido el profesor Óscar Pujol, autor de numerosos libros y traducciones «Es hacerlo de un país en donde se pueden utilizar seis términos principales: una India espiritual, una India exótica, una India opulenta, esa India del conocimiento, la India comerciante y la tantas veces nombrada, esa India de la pobreza» Pero al hablar del hinduismo lo hacemos de una de las religiones mayoritarias del país y esta Gran Ceremonia es una muestra de ello. A lo que Pujol añade: «Como dice la Bhagavad-gita, lo importante es la acción en sí no los productos de la acción» Ahora como describe nuestro autor «Una excepción fue la Kumbha Mela de 1942, bajo los últimos coletazos de la colonización británica y en plena Segunda Guerra Mundial que por parte de Japón produjeron una asistencia más baja que en la anterior Mela de 1930» En el año 1954 una estampida provocó más de quinientos muertos en un Kumbha Mela y desde entonces los organizadores la organizan de una manera ejemplar. El gobierno indio pone cientos de trenes de ida y vuelta a Allahabad durante el Kumbha Mela en donde la salida parece ser el momento de mayor tensión; entre peregrinos que regresan a casa. Y las autoridades del Kumbha Mela proyectan los planos teniendo en mente la gestión de la movilidad de los asistentes. Por poner un ejemplo las rutas de salida de los lugares destinados al baño son más o menos el doble de anchas que las de acceso.  El hindú que se baña aquí, en el Sangam, la confluencia o reunión de los tres ríos, lava sus pecados  y se acerca un paso más al Cielo.

 

  • CRONOLOGÍA 

En su mayoría las fiestas son de naturaleza religiosa y se caracterizan por su diversión más que por su solemnidad y los visitantes son bienvenidos. Si usted tiene la suerte de coincidir en alguna de estas celebraciones puede convertirse en el mejor recuerdo de su viaje. Pongal (alrededor del 14 de Enero) es el Festival más importante de Tamil Nadu, en el extremo Sur del país. Es el Festival de la Cosecha y se celebra con Pujas, ropas nuevas  y comida. Corresponde con Makar Sankranti, cuando el Sol comienza a dirigir su curso hacia el Norte. Republic Day Se celebra siempre el 26 de Enero y es el día de la República, pues fue ese día en que la primera Constitución (1950) declaró la República.Hay un desfile en Nueva Delhi que se transmite a todo el país. Sarasvasti Puja (Enero-Febrero) o Vasant Panchami marca el principio de la Primavera y es la festividad en honor de Saravasti, la diosa del Conocimiento y los estudiantes e intelectuales realizan una puja a sus libros y lapiceros. Maha Shiva Ratri (uno o dos días antes de la Luna Nueva de Febrero-Marzo), la Gran Noche de Shivaes la fiesta más importante para los Shivaítas celebrada sobre todo en los hogares y templos. La gente ayuna durante el día y vela durante la noche. Ratha Yatra (Junio-Julio) se celebra en Puri, Orissa. Jagannath (Señor del Mundo) Una forma de Krishna venerada en el templo de Puri (en el cual la entrada está prohibida a los no hindúes) es sacado en procesión en un enorme carro arrastrado por miles de devotos por las calles de la ciudad y una enorme multitud se concentra para ver la deidad. A la hora de cerrar este artículo Naren Herrero ha publicado un nuevo trabajo pero sobre Hinduismo en Kairos… Y el profesor Óscar Pujol Riembau su esperado diccionario Sánscrito -Castellano en la editorial Herder.

 

  • Maria Parente y Roberto Carlos Mirás
Roberto Carlos Mirás y María Parente. Autora: Sole Morais Vicente