• Comenzó la campaña de alto riesgo de incendios forestales con 7.000 efectivos y se extenderá hasta el 31 de julio

as quemas quedan prohibidas

 

La campaña de alto riesgo de incendios forestales comenzó en Galicia el 1 de julio, y por tanto en la provincia de Ourense y Valdeorras. Por primera vez, se extenderá hasta el 31 de octubre. Esto conlleva la suspensión sistemática de los permisos de quemas agrícolas y forestales en el monte, si bien es cierto que esta prohibición se podría levantar en el mes de octubre si las condiciones meteorológicas lo permitieran.

La decisión de extender la temporada de alto riesgo se decidió después de que en los últimos años las condiciones meteorológicas en otoño fueran favorables para la propagación de fuegos. El operativo está ya disponible y a pleno rendimiento, incrementando también la prestación del servicio de los fijos-discontinuos de la Xunta y las brigadas de Seaga y Tragsa, que pasarán de 3 a 4 meses hasta el 31 de octubre.

Además, se refuerza el dispositivo establecido en el Plan de prevención y defensa contra los incendios forestales de Galicia, Pladiga. Este año, como en las últimas campañas, el dispositivo de verano estará integrado por unos 7.000 efectivos, con 5.700 profesionales de la Xunta, que estarán apoyados por personal del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, del Ejército y de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado y otras entidades locales. Además, se cuenta con una treintena de medios aéreos –entre los propios de la Xunta y los que aporta el Estado– y 360 motobombas de la Administración autonómica, de los ayuntamientos y de los parques de bomberos, a los que se añaden cisternas, palas y otros vehículos.

La Consellería de Medio Rural pide el máximo compromiso contra los incendios forestales en la lucha contra la actividad delictiva incendiaria, denunciando estas acciones cuando tenga conocimiento de ellas, y recuerda que está a disposición de la ciudadanía el teléfono gratuito 085, al que deben llamar en el caso de detectar un incendio forestal. Asimismo, incidimos en que las personas que se acerquen al monte en estas fechas extremen las precauciones y eviten cualquier práctica que implique riesgo de fuego.