El 10 de Marzo de 1959, el actual Dalai Lama huía del Tíbet después de haber fracasado un levantamiento popular contra las tropas chinas. El líder de los tibetanos disfrazado de soldado y acompañado por algunos de sus fieles se estableció en Dharamsala al Norte de la India. Más de cincuenta años después nos encontramos con un pueblo que lo vio nacer entre la historia y la leyenda. Desde ese momento han sido muchos los que han descrito y vivido experiencias en torno al budismo y a los tibetanos.

 

 

Fue Jean Francois Revel (Marsella, 1924- Kremlin – Bicetre, 2006) uno de nuestros protagonistas siendo autor de numerosas obras en torno a la filosofía que como escritor ha dejado títulos como Ni Marx ni Jesús (1970) La tentación totalitaria (1976) o Como terminan las democracias (1983) hasta Memorias. El ladrón en la casa vacía (Gotaagota) con un prólogo del Nobel Mario Vargas Llosa. Lo traemos a estas páginas pues ambos el actual Dalai Lama, el pueblo tibetano y Revel han tenido una estrecha relación con nuestro protagonista. Matthieu Ricard fue a la India en 1967 para encontrarse con grandes maestros del Budismo tibetano entre los que figuraba Kanyur Rimpoché, quién se convertiría en su principal guía espiritual y ya no lo pudo dejar. Comenzó a trabajar en ese mismo año en una tesis sobre genética celular bajo la dirección de Francois Jacob en el Instituto Pasteur. Y fue en 1972 cuando decidió establecerse en Darjeeling cerca de su maestro. Desde 1989 tiene el honor según sus palabras “de servir como interprete de francés al Dalai Lama, quién declara a menudo, mi religión es la bondad”.

 

EL MONJE Y EL FILÓSOFO

Es en el Monje y el filosófo con su padre o en El infinito en la palma de la mano (2000) con Trinh Xuan Thuan cuando comenzamos a interesarnos por un científico que se ha convertido en monje y aparece en todos los medios de comunicación hablando de la mente y el conocimiento. Tiene obras individuales en donde desarrolla todas sus vivencias tras un periodo de retiro que le ha llevado años. En defensa de los animales, en donde describe “Como cada año matamos a 60 mil millones de animales terrestres y 1 billón de animales marinos para nuestro consumo. Una masacre sin paragón en la historia de la humanidad que plantea un desafío ético de primera magnitud” a lo que añade: “¿Y si hubiera llegado la hora de considerar a los animales no ya como seres inferiores sino como nuestros conciudadanos planetarios? Vivimos en un mundo interdependiente en que la suerte de cada ser vivo está íntimamente ligada a la de los otros” Pero nos preguntamos: ¿hemos estudiado la mente? “Nos perdemos en las mareas del pensamiento, que confundimos con realidades. Más allá de la vana ilusión, el único conocimiento innegable es la pura consciencia que está libre de conceptos, supuestos previos y representaciones. La simplicidad primordial de la consciencia pura no necesita ninguna prueba más allá de sí misma” añade Ricard.

 

EL TIBET

Posee una gran cantidad de riquezas artísticas y recursos sin explotar. Desde un punto de vista estratégico el “País de las Nieves” representa una gran apuesta para el gobierno chino, que obtiene de él, uranio, litio y unos 200 minerales más y organiza desde allí el potencial hidroeléctrico de la región. En el año 2008, la población tibetana apenas alcanzaba los seis millones de habitantes mientras la china sobrepasaba ya los ocho millones distribuidos por un territorio de más de 2.200.000 kilómetros cuadrados. Sin embargo nuestro protagonista entre otros autores como José Elías Moltó y El Tíbet: la frustración de un Estado es optimista y fruto de ello son sus diferentes obras entre las cuales de reciente aparición (hablamos de José Elías) es La estrecha interdependencia entre la criminalidad de las empresas transnacionales y las violaciones al derecho internacional de los Derechos Humanos y del Medio Ambiente: Lecciones del caso Bhopal que pronto esperamos ver publicado en forma de libro. Ahora bien según Matthieu Ricard “A raíz de una disputa el Tíbet rompió prácticamente las relaciones diplomáticas entre 1915 y 1945 con China. Tenía un Gobierno y mantenía relaciones con varios países extranjeros. Los funcionarios chinos iban a visitar el país diciendo que simpatizaban con el pueblo y la cultura tibetanos. Se han censado seis mil cincuenta monasterios destruidos”.

 

FRENTE A LA BARBARIE

Frente a la barbarie” optimismo parecen querer decir. Los tibetanos creen que ciertos monjes iluminados pueden elegir después de su muerte el lugar exacto donde desean nacer de nuevo y quienes han de ser sus padres para que puedan ser localizados fácilmente. Según los budistas, la muerte es un paso es solo el principio de otra vida que se irá repitiendo hasta llegar al nirvana. Cuando llega ese momento, los monjes se reúnen para recitar el texto raíz y un sutra Prajnaparamita (la percepción de la sabiduría) Ahora todos estos datos no nos hacen olvidar que el budismo llegó al Tíbet hacia el año 650. Sin embargo las autoridades chinas lo consideran parte de su territorio desde hace siglos por uniones dinásticas y conquistas en la época imperial. Las cárceles chinas están llenas de presos tibetanos siendo el Panchen Lama Gedhun Choekyi Nyima el prisionero más joven del mundo que desapareció a los seis años y del que nada se ha sabido hasta ahora.

Y otra de las noticias que es motivo para informar de la misma es el anuncio esperado del retiro del Dalai Lama de la política activa. Fue una noticia que muchos seguidores sabían que se iba a producir pero se negaban a aceptar. Tenzin Gyatso ha dado a la difícil situación del pueblo tibetano un perfil internacional y una autoridad moral sin precedentes, a pesar del descrédito al que ha sido sometido por parte de las autoridades chinas. Sin su concurso los tibetanos se habrían convertido en otro grupo fragmentado y olvidado por la comunidad internacional. Algunas predicciones consideran que vivirá hasta los 103 años y que, cuando muera se reencarnará en otro niño más fuerte y mejor preparado.

 

ENCUENTROS

Un encuentro con su padre, con un astrofísico y ahora con “Tres amigos en busca de la Sabiduría” Son una manera quizás de afrontar aquellos males que como el bien y el mal acompañan a esta sociedad que todos estamos formando. Por eso que mejor que hablar con un médico psiquiatra, Christophe Andre, con un filósofo y escritor Alexanadre Jollien y el propio Matthieu Ricard que un día por otro no daban encontrado ese lugar ese espacio pero al final surgió la oportunidad y fruto de la misma han sido las palabras vertidas con sosiego que han formado un libro accesible para todos. ¿Que entendemos por el Arte de Vivir? ¿es algo que se puede comprender? ¿sirven las palabras para ello? ¿como podemos acceder a nuestro ser superior? ¿como vencer el malestar, el odio, la envidia y la codicia? Y citando las palabras de Arthur Schopenhauer (Frankfurt 1947) quien dijo aquello de “toda verdad pasa por tres etapas: primero la ridiculizan. Después, se enfrenta a una fuerte oposición. Luego la consideran como si hubiera sido algo evidente” Esto parece querer subrayar Ricard en su nueva aportación En defensa del altruismo en donde vuelve de nuevo a sí mismo para poder hablar a los demás y en donde desarrolla capítulos tan importantes como La formación del Yo y la cristalización del ego o esa personalidad narcisista contra el altruismo hasta los campeones del egoísmo. Un volumen denso lleno de dichos y situaciones que como en sus obras anteriores todos hemos vivido en algún momento de nuestras vidas pero no hemos tenido tiempo o querido darnos cuenta de ello. La historia sigue su curso y mientras leemos estas reflexiones. Y quizás las palabras del profesor Óscar Pujol nos sirvan para resumir muy brevemente muchos conceptos e ideas preconcebidas que han sido signos de grandes equivocaciones: “Cuando se afirma que la tradición occidental ha prestado poca atención a la mente, no se trata de que se hayan realizado pocos estudios sobre la mente como objeto de investigación sino que se ha prestado poca atención a la misma como instrumente cognitivo y afectivo susceptible de mejora mediante un entrenamiento especial” ( Patañjali-Spinoza. Óscar Pujol-Atilano Dominguez. Pre-textos). 

 

ALGUNOS DATOS

Más de un millón de tibetanos han sido victimas de la locura genocida del régimen comunista de Pekín. Un estudio realizado por Amnistía Internacional afirma que el 70% de los reclusos han muerto debido a las palizas, al hambre y a los trabajos forzados. Denuncian una situación pero no hay respuesta. La seguridad se ha estrechado rigurosamente por parte de China y no sólo dentro del Tíbet, sino a lo largo de la frontera con Nepal. Por eso quizás y para dar más respuestas de reflexiones pensadas una y otra vez nuestro autor vuelve a publicar un nuevo ensayo como los anteriores pero más extenso: En defensa del altruismo… Viene siendo un resumen de todas las obras anteriores sin dejar de pensar en los demás habiendo mirado o pensado en uno mismo.

El lama Thubten Wangchen, director de la Casa del Tibet de Barcelona y Diputado por Europa del Parlamento Tibetano en el Exilio que ha sido testigo de las atrocidades y de las muertes de muchos de sus compatriotas afirma que “más de 300 monjes tibetanos han sido secuestrados en varios monasterios de la región del Tíbet. El gobierno invasor justifica los secuestros con el pretexto de que los monjes desaparecidos están siendo reeducados por negarse públicamente a su líder espiritual considerado como un terrorista por las autoridades de Pekín” Ahora Matthieu Ricard a través de sus obras una y otra vez parece querer enseñar que siempre hay una salida para todos y fruto de ello son sus obras ya mencionadas a las que añadimos: El arte de la meditación y En defensa de la felicidad.

 

Artículo elaborado por Maria Parente y Roberto Carlos Mirás

Maria Parente y Roberto Carlos Mirás

 

Para saber más:

  • El corazón del mundo. Ian Baker. Editorial Liebre de Marzo, 2006
  • Bon: La Sabiduría mágica del Tíbet. Iñaki Preciado Idoeta. Miraguano Ediciones.
  • Casa del Tíbet en Barcelona: www.casadeltibetbcn.org
  • www.edicionesurano.com
  • www.karuna-shechen.org