• Es el primer paso para la candidatura de esta zona de Ourense y Lugo como Patrimonio de la Humanidad

Baltar en San Pedro de Rocas con Feijóo

 

La Xunta de Galicia iniciará este verano el expediente de declaración de Bien de Interés Cultural de la Ribeira Sacra, trabajo que se espera acabado hacia el final de esta legislatura y que supondrá, desde lo mismo momento en el que se comience el proceso, la protección integral de esta zona. El anuncio fue realizado  por el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, durante una visita al Monasterio de San Pedro Rocas y supone la ratificación de un compromiso en el que también trabaja la Diputación de Ourense, cuyo presidente, Manuel Baltar, destacó al ser un importante paso para conseguir la declaración de la Ribeira Sacra, por parte de la Unesco, como Patrimonio de la Humanidad.

En el acto desarrollado en San Pedro de Rocas, Manuel Baltar recordó que en este mismo espacio comenzó el relanzamiento de la citada candidatura. Un monasterio, dijo, “que es el punto de referencia de la Ribeira Sacra, no solo por ser el lugar más visitado de esta zona, sino también por su valor histórico y cultural al ser el monasterio más antiguo de Galicia”.

Manuel Baltar subrayó que la protección integral de la Ribeira Sacra y su candidatura es una labor “en el que estamos trabajando todas las administraciones implicadas, como las diputaciones de Ourense y Lugo, los ayuntamientos y con esta visita del presidente de la Xunta recibimos un impulso más”.

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez,  destacó por su parte la complejidad del expediente por tratarse, señaló, de un extenso territorio que abarca dos provincias y numerosos ayuntamientos, apelando al igual que Manuel Baltar a la responsabilidad de las administraciones implicadas, con una especial mención a la Diputación de Ourense “como propietaria del monasterio, por su máximo nivel de exigencia en su cuidado”. Este será el primer paso, añadió, para la candidatura de la Ribeira Sacra como Patrimonio de la Humanidad, proceso en el que Galicia siempre tuvo receptividad por parte de la Unesco.

Además del anuncio del inicio del expediente de Bien de Interés Cultural, la Diputación de Ourense y la Xunta de Galicia también comenzarán a desarrollar un plan de racionalización de las visitas al monasterio para su protección y puesta en valor. Un trabajo que se enmarca en el plan director que para este cenobio va a elaborar la institución provincial. El plan se sumará la otras actuaciones, como la restauración de uno de los  murales más antiguo de Europa y la sala que lo alberga.

Monasterio San Pedro de Rocas

 

Manuel Baltar y Núñez Feijoó, acompañados por el alcalde de Esgos, Mario Rodríguez, la directora general de Patrimonio Cultural, María del Carmen Martínez Insua, y la delegada de la Xunta en Ourense, Marisol Díaz, realizaron una visita al monasterio y asistieron a la proyección del resumen de un vídeo documental del realizador Sergio Estévez. Un trabajo de investigación en el que se recorre la historia del cenobio y que incluye un apartado en 3D en el que se pueden comprobar las sucesivas transformaciones que experimentó este espacio.