• Vecinos y políticos tomaron el tren en A Rúa y participaron en una concentración en O Barco para reivindicar que no se suprima el despacho de billetes

Los andenes de la estación de tren de A Rúa fueron abarrotados por vecinos y políticos para iniciar  una movilización, promovida por el Concello de esta localidad y  a la que también se unió el vecino municipio de Petín, que consistió en tomar el tren hasta O Barco.  Al llegar a esta villa, se encontraron con los vecinos de esta última para protagonizar una multitudinaria concentración que reivindicó que Adif mantenga el despacho de billetes en las estaciones de tren.

En el punto de partida, A Rúa, los participantes, con megáfono en mano, chiflos y pancartas, corearon consignas contra la supresión de servicios en las estaciones de tren.

La alcaldesa de A Rúa, María González Albert (BNG), contó con el apoyo de su partido con la presencia de Noa Presas. Pero también acudieron el teniente de alcalde, Luis Fernández (PSOE) así como ediles de la Corporación y el alcalde de Petín, Miguel Bautista Carballo. Ya en O Barco, también estuvieron presentes políticos locales de todas las formaciones políticas.

Los asistentes a la movilización expusieron su total rechazo a la política de recortes de Adif, que marginará  a personas en el acceso al servicio de billetes a personas que por las razones que sea o bien no tienen servicio a internet (sistema por el que habría que adquirir los billetes) o bien tendrían otro tipo dificultades para la adquisición al desaparecer las ventanillas de venta.

El tren unió a las localidades de A Rúa y O Barco en la reivindicación demostrando que la unión hace la fuerza.

Imágenes:

Con carteles

 

Con chiflos subiendo al tren

 

Cruzando la vía

 

Durante la protesta

 

En la estación de A Rúa

 

Esperando por el tren

 

LLega el tren

 

María Albert y Luis Fernández subiendo al tren

 

Noa Presas (al fondo) y los vecinos con megafonía en A Rúa

 

Policía Local y Guardia Civil al partir el tren