• La Consellería de Sanidad y la USC desarrollarán una aplicación móvil para mejorar la adherencia a los tratamientos farmacológicos
  • Esta actuación se desarrollará en el marco de un convenio de colaboración entre la Consellería de Sanidad, el Servicio Gallego de Salud y la Universidad de Santiago de Compostela

 

La Consellería de Sanidad y la Universidad de Santiago de Compostela desarrollarán conjuntamente una aplicación para móvil denominada Calendula que persigue mejorar la adherencia los tratamientos farmacológicos de la ciudadanía gallega. Mediante esta aplicación se podrá realizar el seguimiento de la medicación, descargar la medicación actual, revisar las pautas horarias, recibir avisos y alarmas, registrar las tomas de medicación, gestionar el botiquín, recibir avisos de efectos secundarios o consultar los prospectos de la medicación.

Esta actuación será el primero convenio específico que se desarrollará al amparo del acuerdo marco de colaboración entre la Consellería de Sanidad, el Servicio Gallego de Salud y la Universidad de Santiago de Compostela, en el ámbito de la investigación en tecnologías de la información. Este acuerdo marco de colaboración permitirá desarrollar actividades conjuntas de I+D entre la USC y la Consellería de Sanidad, convalidando diferentes tecnologías relacionadas con la e-salud.

La suscripción del acuerdo marco, con una vigencia de cuatro años, no comporta deberes económicos para ninguna de las partes.

La Consellería de Sanidad y el SERGAS a través de la Subdirección General de Sistemas y Tecnologías de la Información se encargará de la coordinación de las iniciativas de I+D+i en el ámbito de las TIC sanitarias y la realización a supervisión de la plataforma tecnológica que dé soporte la estas actividades dentro del Sistema público de Salud de Galicia, en coordinación con las unidades competentes en la materia.

Por su parte, la USC, a través del Centro Singular de Investigación en Tecnologías de la Información (CITIUS), pondrá a disposición los investigadores de valía profesional y prestigio reconocido, así como los medios técnicos acomodados para llevar a cabo a buen fin las actividades de I+D mencionadas.

Con esta actuación, la Sanidad pública certifica su apuesta en el impulso de la investigación sanitaria y desarrollo científico y tecnológico en el Sistema Público de Salud, asegurando la innovación y la modernización del sistema sanitario.