Obras de mejora del firme entre Sarria y Becerreá

  • La Xunta las inicia e invierte más de 711.400 euros
  • Esta actuación de refuerzo está incluida en un contrato más amplio que afecta a las obras en las carreteras Nadela-Sarria-Monforte y en la vía de A Pontenova a Aldeguer, a las que el gobierno Gallego destina cerca de 1,7 millones de euros

 

La Consellería de Infraestructuras y Movilidad acaba de iniciar las obras de mejora del firme de la LU-636, de Sarria a Becerreá, en un trecho de nueve kilómetros cerca del casco urbano de este municipio de la montaña lucense, en los que invierte 711. 415 euros.

Esta actuación forma parte de un contrato mayor con un presupuesto de casi 1,7 millones de euros, que afecta a las obras de refuerzo del firme en tres carreteras: en la LU-546, Nadela -Sarria – Monforte; en la LU-741, entre el núcleo urbano de A Pontenova y Aldeguer; y la carretera LU-636, entre Sarria y Becerreá.

Estos nueve kilómetros poseen trechos con un pavimento deteriorado que hacen necesaria la actuación de conservación programada y el refuerzo del firme. Así, en unos cuatro kilómetros del casco urbano de Becerreá se realizará un refuerzo del firme mediante el extendido de una capa de cinco centímetros de mezcla bituminosa en caliente, previo extendido de otra de regularización, en aquellos trechos donde sea preciso.

En otros cinco kilómetros, se llevarán a cabo tareas de mantenimiento del firme existente mediante, primero, la reparación de baches, perfilado de mordientes y tratamiento asfáltico para, después, aplicar riego asfáltico y engravillado, con sellado de toda la vía.

Los trabajos ya están en ejecución y se estima que que el extendido de la mezcla bituminosa en caliente se realizará en este mes de agosto. A continuación, se acometerán las obras de pavimentación con tratamientos de riegos bituminosos con engravillado durante la primera quincena de septiembre.

Las actuaciones en estos nueve kilómetros de la LU-636 finalizarán con la limpieza de los márgenes de la carretera, la reposición y el pintado de las marcas viarias y el refuerzo de la señalización y de las defensas. Tanto estas actuaciones como las obras de mejora del firme contribuirán a incrementar la adherencia, reforzar la seguridad y ofrecer mayor comodidad en la conducción a los usuarios.