Alberto Ruiz-GallardonFinalmente Galicia no perderá ninguna de sus 45 demarcaciones y, junto con A Coruña, Lugo, Ourense y Pontevedra, Santiago, Vigo y Ferrol tendrán tribunales de instancia,

Todo esto debido a la retractación de lo inicialmente pretendido por el ministro Gallardón.

El Ministerio de Justicia Justicia ha rectificado en su anteproyecto de ley orgánica, mucho ha dicho a la insistencia del gobierno gallego.

Respecto al planteamiento inicial de reforma, Ruiz-Gallardón ha avanzado una tercera novedad. En casos de sobrecarga de trabajo, asuntos que en origen correspondería despachar a un partido judicial podrán ser desviados a otro cercano, aunque siempre dentro del ámbito de influencia del tribunal de instancia al que ambos estén adscritos.