• En O Barco y A Rúa el trasiego en los camposantos fue incesante durante toda la jornada del 1 de noviembre

El Día de Todos los Santos volvió a concentrar a cientos de personas en los cementerios, convertidos en un vistoso tapiz floral.

El trasiego fue incesante en los camposantos de O Barco y A Rúa de Valdeorras que, una vez, más acogieron por la tarde  las correspondientes misas.

Y es que el 1 de noviembre es una fecha que no se pasa por alto para el recuerdo de seres queridos, concentrando a familias enteras en torno a las tumbas.

El Día de Santos discurrió un año más envuelto en flores.

  • En imágenes:

En el camposanto de A Rúa, con las tradicionales velas

Camposanto de O Barco

Misa en el cementerio de O Barco

En O Barco

Cementerio de O Barco, durante la misa

Al finalizar la misa en O Barco

En el de A Rúa

Cementerio de A Rúa, el Día de Santos

En el de A Rúa Vella, antes de la misma