• La Xunta destaca la importancia de un monte ordenado, sostenible y multifuncional y de la formación en la competitividad del sector forestal
  • El director general de Planificación y Ordenación Forestal y el director de la Agencia Gallega de la Industria Forestal (Xera) asistieron a la clausura de la Asamblea Anual de la Asociación Provincial de la Industria de la 1ª Transformación de la Madera de A Coruña
  • Hasta el próximo 6 de mayo está abierto a la presentación de solicitudes el programa para que las asociaciones de la industria forestal, colegios profesionales y fundaciones organicen acciones formativas y de divulgación

 

El director general de Planificación y Ordenación Forestal, José Luís Chan, y el director de la Agencia Gallega de la Industria Forestal (Xera), Ignacio Lema, asistieron en Muxía a la clausura de la Asamblea Anual de la Asociación Provincial de la Industria de la 1ª Transformación de la Madera de A Coruña (Apralco).

Allí, el director general de Planificación y Ordenación Forestal destacó la importancia de mantener un monte ordenado y sostenible, tanto desde el punto de vista ambiental como económico y social. También, de asegurar un enfoque multifuncional de los diferentes aprovechamientos del territorio forestal, que van desde los propiamente madereros hasta los relativos a pastos, castañas, setas, frutos e incluso a los usos lúdicos y sociales.

En la reunión, José Luís Chan recordó que más de 80.000 propietarios forestales tienen ingresos anuales por las talas de madera en Galicia, lo cual se traduce en que alrededor del 12% de las familias gallegas perciben ingresos por este concepto. Así, el pasado año se solicitó cortar más de 9,7 millones de metros cúbicos en Galicia, siendo el 46% (es decir, unos 4,4 millones de m3) en la provincia de A Coruña.

Así, Chan trasladó que en el primer trimestre de este año 2019, se concedieron más de 29.000 permisos para cortar una superficie total en Galicia de 2,6 millones de metros cúbicos, de los cuales 1,2 millones de m3; son en la provincia de A Coruña. Un volumen de talas que al año genera más de 300 millones de euros de ingresos en Galicia, cifra que evidencia el importante peso que tiene este sector productivo en la economía gallega en general.

Por su parte, el director de la Agencia Gallega de la Industria Forestal (Xera), Ignacio Lema, destacó la formación especializada del personal como una de las claves para impulsar la competitividad del sector forestal gallego. En este sentido, Lema recordó que hasta el próximo 6 de mayo está abierto el plazo de presentación de solicitudes del programa de ayudas para la organización de acciones formativas y de divulgación.

La iniciativa, que se enmarca en la Estrategia de formación de la industria forestal impulsada por la Xunta, cuenta con un presupuesto de 500.000 euros, y está dirigida a asociaciones del sector, colegios profesionales y fundaciones. A través de este programa se prevé apoyar más de 160 acciones centradas en los ámbitos más demandados por la industria, llegando a alrededor de 1700 personas.