• Continua el verano y las aportaciones culinarias en Creando Tu Provincia

Escogemos una receta muy típica de verano en la cual recomendamos que los chipirones sean frescos, procedentes de las muchas rías que Galicia posee. Hablamos de una receta de chipirones rellenos.

Vamos a ver los ingredientes para 4 personas:

  • 8 chipirones
  • 3 huevos
  • 1 tomate
  • 2 cebollas
  • 3 dientes de ajo
  • 1 pimiento rojo
  • pan rallado
  • perejil fresco
  • harina de trigo
  • pimentón dulce
  • vino blanco
  • sal
  • laurel

Elaboración:

En una sartén pochamos la cebolla mientras que dejamos a hervir los huevos en un cazo aparte. Una vez pochada, procedemos a añadir el ajo bien picadito con la cebolla hasta que coja el color dorado.

Es la hora de echar el relleno. Los tentáculos de los chipirones y, por ejemplo palitos de cangrejo bien picaditos, pueden ser algunos de los ingredientes de nuestro relleno. Todo muy picado se echa en la sartén donde estaba la cebolla y el ajo y se dan vueltas hasta que todo el conjunto coge un color dorado.

Apagamos el fuego y dejamos que se enfrie. Cuando esto ocurra echamos el perejil picado y los huevos que habíamos cocido. Echamos el pan rallado y un huevo batido que será el que nos una el contenido y que nos permita conseguir una masa compacta que es la que vamos a ir metiendo dentro de los chipirones.

Una vez rellenos los chipirones los sujetamos con un palillo.

Cogemos una sartén y echamos el pimiento rojo, una cebolla en trozos pequeños y una hoja de laurel. Cuando estén tiernos añadimos un tomate que hayamos triturado y lo añadimos junto a un poco de pimentón dulce. Subimos el fuego al máximo y es el momento de echar el vino blanco. Cuando empiece a hervir, añadimos la harina que debemos de revolver para la correcta disolución y genere una buena salsa.

Es el momento en el cual vamos añadiendo nuestros chipirones. Tapamos y a fuego lento dejamos al fuego 20 minutos.

 

Para maridar hemos escogido hoy un vino peculiar elaborado por Bodegas Crego e Monaguillo perteneciente a la D.O. Monterrei.

Hablamos de este vino Father 1943, un vino tinto elaborado con dos varietales como son Mencía y Tempranillo (Arauxa). Procedentes de viñas tratadas con mucho mimo y que pasa en su fase de envejecimiento un plazo de seis meses por barrica de roble francés.

Un vino muy freso en nariz, expresivo y con una carga frutal importante, mucho debido a la presencia de la Mencía. Carga de frutos principalmente rojos, con notas especiadas y de crema derivadas del paso por madera.

Es un vino que nos ha gustado por ser sabroso, amplio en boca, acidez ajustada y taninos bien conformados. Un vio redondo y equilibrado que deja un final largo e intenso que invita a repetir la copa.

Father 1943