Aldea modelo de Trascastro: sistema basado en el internet de las cosas para la gestión de la ganadería extensiva

  • La Xunta valora la posibilidad de implantar un sistema basado en el internet de las cosas para la gestión de la ganadería extensiva en las aldeas modelo
  • La directora general de la Agencia Gallega de Desarrollo Rural, Inés Santé, visitó la pasada semana la aldea modelo de Trascastro, del ayuntamiento lucense de O Incio
  • El proyecto expone la extensión de una red de datos que dé cobertura a toda la aldea a través de sensores y que permita recibir información en tiempo real en diferentes dispositivos
  • También se prevé la instalación de sensores tanto en los bebederos como nos pastores eléctricos con el fin de controlar y estar al tanto de posibles incidentes
  • Gracias al uso de este tipo de tecnologías se contribuye a la generación de valor añadido y a la sostenibilidad de sus productos, lo que favorece precisamente el desarrollo de certificaciones como la de la leche de pastoreo

 

La directora general de la Agencia Gallega de Desarrollo Rural, Inés Santé, visitó la pasada semana la aldea modelo de Trascastro, del ayuntamiento lucense de O Incio. En su visita, pudo valorar las posibilidades de la implantación de un sistema basado en internet de las cosas para la gestión de la ganadería extensiva en aldeas modelo como esta.

De este modo, el proyecto expone la extensión de una red de datos que dé cobertura a toda la aldea a través de sensores y que permita recibir información en tiempo real en diferentes dispositivos. En este sentido, se está estudiando la viabilidad de llevar a cabo una red abierta de baja energía en las aldeas modelo para que todos los usuarios se puedan conectar y recibir información en vivo de los sensores de geolocalización de ganadería y de sanidad animal.

Por otra parte, se prevé instalar sensores de agua en los bebederos con el fin de que los ganaderos puedan controlar el nivel del agua desde cualquier lugar a través de la web, así como sensores que permitan detectar algún incidente en los pastores eléctricos, avisando a los ganaderos enviándoles un mensaje al móvil.

Estos dispositivos, que estarían alimentados por placas solares, permitirían dar soluciones a problemas como la dificultad de las comunicaciones determinadas por la orografía gallega, al mismo tiempo que se da apoyo al desarrollo del rural gallego.

Además, el proyecto permitirá mejorar y facilitar los procesos productivos sin perder su esencia. Gracias al uso de este tipo de tecnologías se contribuye a la generación de valor añadido y a la sostenibilidad de sus productos, lo que favorece precisamente el desarrollo de certificaciones como la de la leche de pastoreo.