• Medio Rural ha abierto el plazo para solicitar las ayudas para planes de mejora, incorporación de jóvenes y desarrollo de pequeñas explotaciones
  • Ovidio Rodeiro informó que esta orden está dotada con 42 M€ y pueden solicitarse los apoyos hasta el 20 de junio
  • Entre los gastos subvencionables están, entre otros, las nuevas construcciones o reforma de las existentes y la compra de maquinaria

 

El delegado de la Xunta en A Coruña, Ovidio Rodeiro, visitó la instalación, Horta de Bértoa, una de las beneficiarias de la orden de incorporación de jóvenes en 2012 y ejecutó un plan de mejora en el 2017, para informar que desde el pasado 21 de mayo y hasta el 20 de junio, está abierta la convocatoria para solicitar las ayudas de apoyo a las inversiones en las explotaciones agrícolas (conocidos como planes de mejora), para la creación de empresas por personas agricultoras jóvenes para el desarrollo de pequeñas explotaciones, cofinanciadas con el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (FEADER) en el marco del PDR de Galicia 2014_2020.

Este año el presupuesto de esta orden asciende a 42 millones de euros: 14 millones de euros para la incorporación de jóvenes a la actividad agraria, 25 millones de euros para el apoyo a las inversiones en explotaciones agrícolas (los llamados planes de mejora) y 3 millones de euros para el desarrollo de pequeñas explotaciones.

En lo que se refiere a las aportaciones para la incorporación de personas jóvenes, la subvención se concederá por la ejecución de un plan empresarial y consistirá en una cuantía básica establecida en 20.000 euros, que podrá incrementarse en determinados casos dependiendo, por ejemplo, del volumen de gasto dedicado a la puesta en marcha de la nueva explotación, de la creación de empleo adicional a tiempo completo o del hecho de instalarse en una zona con limitaciones naturales o de otro tipo.

El importe de la ayuda para los planes de mejora será del 30% de los costes elegibles, que podrá incrementarse hasta un máximo del 50% en función de criterios como el hecho de ser agricultor/a joven/a, por realizar una inversión de carácter colectivo, por desarrollar actuaciones en zonas con limitaciones o por ejecutar acciones relacionadas con medidas agroambientales y con la agricultura ecológica, entre otros.

En lo que respecta a las pequeñas explotaciones, la aportación asciende a 15.000 euros y se concederá por la ejecución de un plan empresarial, que tendrá una duración de 18 meses desde la aprobación de la misma. Los interesados en estas ayudas tienen hasta el 20 de junio. En lo que respecta a las bases, se mantienen sin cambios respecto al año anterior.

Ovidio Rodeiro indicó que “con estas aportaciones se actúa de manera importante en la modernización de las instalaciones del sector agrícola”, promoviendo de este modo “el desarrollo de la actividad económica en el rural de la provincia”.

El representante del gobierno autonómico hizo balance de las ayudas que tuvo la comarca de Bergantiños-Costa da Morte a través de la orden de apoyos a las inversiones en las explotaciones agrícolas, de creación de empresas para los agricultores jóvenes y de pequeñas explotaciones. En total, esta zona recibió, el año pasado, 1,8M€ de la Consellería de Medio Rural y se llegó a 70 beneficiarios. La línea con una mayor cuantía fue la de planes de mejoras que benefició a 23 ganaderos y agricultores y contó con una aportación de 963.000 euros. En la línea de incorporación de jóvenes en la comarca llegó a 18 beneficiarios con una ayuda de 503.000.

A esta cifra, aclaró Ovidio Rodeiro, hay que añadir las 21 ayudas a pequeñas explotaciones con una aportación de 315.000 euros y las 2 ayudas para explotaciones agrícolas especializadas en producción vegetal con más de 26.000 euros.

Rodeiro recordó que esta es una de las órdenes de ayudas más destacadas de la Consellería de Medio Rural, ya que consigue mejorar la estructura productiva de las explotaciones y avanzar en la consecución de una adecuada dimensión y un correcto equilibrio de sus factores de producción con el objetivo de mejorar la competitividad del rural gallego. Al mismo tiempo, con la línea mozos, se busca un rejuvenecimiento de la población activa rural y el fomento del empleo en el campo, con especial consideración cara las mujeres, con el fin último de fijar población en medio rural.

Entre los gastos subvencionables por esta orden están las nuevas construcciones o reforma de las existentes, la compra de nueva maquinaria, gastos para la elaboración de proyectos técnicos de construcción o reforma de las explotaciones, permisos, licencias, plantación y mejora de cultivos de aptitud fructícola, compra de terrenos y adquisición o desarrollo de programas informáticos. Además, en esta orden también se apoya económicamente la incorporación de jóvenes a las actividades agrarias y ganaderas, con el fin de fomentar el relevo generacional en las explotaciones.

El delegado territorial también informó que hasta el 13 de junio está abierto el plazo para solicitar las ayudas para la compra en común de maquinaría agrícola en régimen asociativo que cuentan con un presupuesto para toda Galicia de 2,8 M€. El año pasado estas aportaciones dejaron en la comarca de Bergantiños-Costa da Morte más de 61.000 euros en una explotación en Baíñas.