• Instaló “microleds” en una farola de Campo Grande a modo experimental y hará pruebas en en el alumbrado de esta calle para comprobar si rebaja en un 60%  el gasto
Farola con la luz microled en Campo Grande al amanecer

Farola con la luz microled en Campo Grande al amanecer

 

El Concello de A Rúa está llevando a cabo un estudio sobre el ahorro energético en el municipio y probará un sistema de “microleds”  ya que el gasto eléctrico supone para las arcas municipales un coste anual de de aproximadamente, 130.000 euros. Esta iniciativa responde al plan de ahorro que pretende ejecutar el grupo de gobierno para sanear la economía municipal.

El teniente de alcalde del municipio, el socialista Luis Fernández Gudiña, argumentó que “dentro de unos días haremos una prueba en Campo Grande con un nuevo sistema  de microleds y vamos a ver si eso funciona para rebajar el gasto eléctrico”. Explicó que  mediante esta fórmula “una empresa nos han hecho esta propuesta garantizando que la rebaja puede ser en torno al 60 o 70 por ciento y eso es lo que vamos a estudiar con detalle, observar si realmente hay una reducción. Si no se consigue, se iría a otras fórmulas”.

Zona donde se instalarán en A Rúa más microleds

Zona donde se instalarán en A Rúa más microleds

 

Detalló que ya hay un microled colocado en una farola de la localidad, concretamente en  la calle Campo Grande en el cruce que lleva a Vilela. “El tipo de luz es diferente, es mucho más blanca y ahora vamos a considerarlo”.

El grupo de gobierno acomete esta iniciativa como una más “que ayude a mejorar la situación económica del Concello”.

El gasto en el mantenimiento eléctrico del alumbrado público ya fue también uno de los “quebraderos de cabeza” del anterior grupo de gobierno, que optó en ese casó, por desconectar algunas de las farolas para el ahorro.

La farola con microled que se prueba a modo experimental

La farola con microled que se prueba a modo experimental