• El presidente de honor de la Asociación Amigos do Camiño por Valdeorras considera que esta ruta jacobea ofrece muchas posibilidades y la destaca como “la más hermosa de todas”

Ramón García Rodríguez, de 80 años y vecino de A Rúa, conocido por sus vecinos como Moncho Ragar,  que ejerció como fotógrafo muchos años, fue homenajeado recientemente en Fontei durante la celebración del reconocimiento oficial del Camiño de Inverno como ruta jacobea por parte de la Lei de Patrimonio gallega.  Ramón García fue fundador de la  Asociación Amigos do Camiño por Valdeorras, es presidente de honor del colectivo y ha peregrinado en varias ocasiones por todos los caminos que llevan a Santiago.

Ramón García

Ramón García

 

¿Cómo valora el reconocimiento oficial del Camiño de Inverno?

Para mí supone una de las mayores alegrías de mi vida porque después de 17 años luchando, no solamente yo sino todo el equipo de la Asociación, llevando muchas desilusiones y promesas incumplidas,  que al fin lo hayan reconocido para mí es una satisfacción grandísima, algo que no esperaba llegar a ver y que , por suerte, hoy estoy aquí para llevarme esa gran alegría.

 

¿Qué aporta el Camiño de Inverno a la comarca de Valdeorras?

El Camiño de Inverno llevaba muchísimos años olvidado porque el peregrino se encontraba más facilidades por el Camino Francés e iba por éste.  Aquí aún estamos sin albergues, el Camino está transitable, señalizado y se va a terminar ahora en Valdeorras de colocar nuevos mojones.

 

¿Qué queda por hacer en el Camiño de Inverno?

Hace falta todavía mucho, queda mucho. Lo más urgente y lo más necesario son albergues para dotar de infraestructuras al peregrino.

 

Usted es fundador de la Asociación Amigos do Camiño por Valdeorras, ¿cómo nació la idea de poner en marcha un colectivo para reivindicar el Camiño de Inverno?

El motor  de todo esto, en realidad, fue el fallecido Ramón López Caneda, un gran historiador que recopiló datos sobre este Camino. Un día nos reunimos con él  nueve personas y  nos propuso recuperar el Camino, nos pareció una idea excelente y ,a partir de ahí, empezamos a luchar por el reconocimiento de esta Ruta Jacobea.

Ramón García con la presidenta de la Asociación Amigos do Camiño por Valdeorras

Ramón García con la presidenta de la Asociación Amigos do Camiño por Valdeorras

 

¿Ahora hay que seguir luchando y “peleando”?

Por supuesto. Yo estoy contentísimo con el paso adelante que se ha dado con su reconocimiento pero hay que seguir avanzando.

 

¿Su faceta y formación artística como fotógrafo fue clave en su sensibilidad con el Camiño de Inverno, en el hecho de ver sus posibilidades bajo el prisma o los ojos del fotógrafo que lleva dentro?

No sé si influyó o no. Yo ya era un entusiasta del Camiño de Inverno. De hecho,  recorrí el Camino Francés varias veces,   la primera vez en 1973, también la Ruta de la Plata, el Camino del Norte y el Camiño de Inverno.

 

¿Qué destaca del  del Camiño de Inverno?

No es pasión por el Camiño de Inverno, que la tengo, pero puedo afirmar objetivamente que éste es el más hermoso de todos, sin lugar a dudas. Ofrece paisajes muy bellos y una peculiaridades que merecen la pena.

 

Ramón García con el mojón que lleva su nombre

Ramón García con el mojón que lleva su nombre