• José González se acerca a las principales zonas afectadas por las tormentas para conocer de primera mano los daños en cultivos
  • El conselleiro indicó que, a lo largo de este día, los técnicos de las oficinas agrarias comarcales más próximas estuvieron evaluando los daños sobre el terreno
  • Recordó la importancia de la contratación de los seguros agrarios de cara a hacer frente a imprevisibles como los temporales y otras cuestiones relativas a la meteorología
  • Medio Rural dedica para este año 2019 un presupuesto de 5 millones de euros a la orden de ayudas al fomento de la contratación de este tipo de seguros
  • La Consellería de Medio Ambiente, Territorio y Vivienda pone a disposición de los afectados que necesiten alquilar una vivienda el Bono de Alquiler Social

Imagen de archivo: Granizo en Valdeorras

 

El conselleiro del Medio Rural, José González, se acercó a conocer de primera mano los daños registrados en diferentes cultivos a consecuencia de las fuertes tormentas y granizo que se produjeron ayer en las comarcas ourensanas de Verín y Valdeorras.

En O Barco, donde estuvo acompañado por el alcalde del municipio, Alfredo García, el conselleiro indicó que a lo largo de este día los técnicos de las oficinas agrarias comarcales más próximas a los ayuntamientos afectados identificaron y evaluaron los daños sobre el terreno para conocer las consecuencias de estos episodios meteorológicos adversos. En el caso concreto de los viticultores, José González señaló que también se está en contacto con los consejos reguladores de Valdeorras y Monterrei para hacer una evaluación conjunta.

En este sentido además animó a utilizar los correspondientes productos cicatrizantes en las vides para lo cual tienen apoyo técnico de la Xunta. “Estamos a su disposición para cualquier duda”, concretó José González, y añadió que el uso de estos tratamientos puede tener un efecto muy positivo.

En este sentido, el titular de Medio Rural recordó la importancia de la contratación de seguros agrarios de cara a hacer frente a imprevisibles como los temporales y otras cuestiones relativas a la meteorología, como lo acontecido en la tarde de ayer. De este modo, insistió, es la forma más segura que tienen las explotaciones para estar cubiertos en caso de que se produzcan daños en explotaciones y minimizar así las pérdidas ocasionadas.

El titular de Medio Rural destacó que para este año 2019 su departamento dedica un presupuesto de 5 millones de euros a la orden de ayudas para el fomento de la contratación de seguros agrarios en Galicia. “Es preciso suscribir seguros agrarios para proteger nuestro medio de vida, nuestro negocio”, manifestó el conselleiro y recordó que en Galicia se suscribieron el pasado año casi 50.000 pólizas de seguros agrarios, lo que representa el 11% del total nacional.

Las principales zonas afectadas en estas comarcas ourensanas son los municipios de O Barco de Valdeorras, Rubiá, O Bolo, Verín y Monterrei.

Los daños ocasionados pueden verse en diferentes cultivos, tales como viñedos y huerta al aire libre. Precisamente el pasado año las líneas agrícolas más aseguradas fueron las de uva de vinificación y las forrajeras.

Bono de Alquiler Social

Por otro lado, la Xunta -a través de la Consellería de Medio Ambiente, Territorio y Vivienda- pone a disposición de los afectados por las inundaciones y riadas registradas en el día de ayer y que necesiten alquilar una vivienda el Bono de Alquiler Social, que aporta una ayuda de hasta el 50 por ciento del coste del alquiler. Además, también hay una ayuda inicial de 600 euros para gastos de contrato de alquiler y gastos de contratación de suministros de la vivienda.

Este bono va dirigido, entre otras personas, a aquellas con dificultades para asumir el coste del arrendamiento de una vivienda y que fueran privadas de su vivienda habitual, que poseen en calidad de propietarias o usufructuarias, por daños sufridos en esta derivados de una circunstancia imprevisible y sobrevenida, tales como las inundaciones registradas esta semana.