• La tala de los 300 árboles enfermos  prácticamente está culminada y los paseos de los vecinos regresaron al entorno
Área de O Aguillón ya sin chopos

Área de O Aguillón ya sin chopos

 

La tala de la chopera de A Rúa desató en los últimos días, principalmente el domingo, un “desfile” de tractores con vecinos que se acercaron al recinto a recoger ramas como leña para uso doméstico para el invierno, después de que el Concello anunciase esta posibilidad en semanas anteriores,  y teniendo en cuenta que la madera en buen estado es ahora propiedad de la empresa que ejecuta los trabajos. Además, los  paseos regresaron al entorno y los ciudadanos volvieron a practicar senderismo por la zona.

Un tractor al fondo, recogiendo leña

Un tractor al fondo, recogiendo leña

 

Las ramas que recogen los vecinos

Las ramas que recogen los vecinos

 

Aún cuando los trabajos no han finalizado (la retirada de tocones se producirá a partir del mes de septiembre) ya se observa  como el paraje se ha convertido en un campo abierto sin árboles en el  que el riesgo por desplome que amenazaban los ejemplares se ha desvanecido, pero en el que ahora no hay sombra para cobijarse.

Sin chopos

Sin chopos

 

La enfermedad de 300 chopos y “amieiros” llevó a programar meses atrás esta tala necesaria a la que más adelante  le seguirán labores de replantación para que siga siendo el gran “pulmón” verde de la localidad.

Más en imágenes:

Campo abierto sin chopos

Campo abierto sin chopos

 

Frente al pabellón

Frente al pabellón

 

Junto al embalse

Junto al embalse

 

Un vecino paseando camino de la ex chopera

Un vecino paseando camino de la ex chopera