• La Xunta apoya con más de 1,1 millones de euros 16 proyectos del grupo de desarrollo rural ‘Sil Bibei Navea’
  • La delegada territorial en Ourense destacó la importancia de estas subvenciones de la Agencia Gallega de Desarrollo Rural (Agader) al amparo del plan Leader que contribuyen a la dinamización del campo
  • Marisol Díaz Mouteira supervisó en Parada de Sil la rehabilitación de una casa rectoral que se está ejecutando para destinarla al turismo rural

 

La delegada territorial de la Xunta de Galicia en Ourense, Marisol Díaz Mouteira, destacó ayer que el grupo de desarrollo rural Sil Bibei Navea (GDR8) de Ourense gestionará 1.120.625 euros en el bienio 2018-2019 para impulsar 16 proyectos. Lo hizo en la visita que realizó las obras de rehabilitación de una casa rectoral de Parada de Sil que se están ejecutando gracias a las subvenciones que la Consellería do Medio Rural, a través de la Agencia Gallega de Desarrollo Rural, destina a los GDR, al amparo del programa Leader.

Díaz Mouteira explicó que con estos fondos la Xunta de Galicia apoya un total de 16 iniciativas que tienen que ver con ámbitos como los servicios sociales, la promoción empresarial o la acción cultural y turística, promovidos por entidades locales o por particulares y que se desarrollarán en los 10 ayuntamientos que integran el GDR8: Viana do Bolo, Vilariño de Conso, Manzaneda, Chandrexa de Queixa, A Pobra de Trives, Montederramo, San Xoán de Río, Castro Caldelas, A Teixeira y Parada de Sil.

Asimismo, la representante de la Xunta hizo hincapié en la importancia de estas ayudas del Leader y en su enfoque “de abajo a arriba”, de forma que son los agentes del territorio, tales como asociaciones o ayuntamientos, los que determinan donde se debe invertir para conseguir los objetivos de crear y sostener un campo más vivo y con mejor calidad de vida. Se trata, en definitiva, de frenar la despoblación rural aportando fondos con los que ofrecer alternativas económicas y creando nuevas zonas de desarrollo en esas regiones.

 

Alojamiento rural y restaurante

La delegada territorial supervisó las obras que se están ejecutando en una casa rectoral de la parroquia de Santa María en Parada de Sil con el objeto de destinarla a establecimiento de turismo rural de seis cuartos dobles y restaurante de dos tenedores. El objetivo es abordar un proyecto de alojamiento rural destinado a un público familiar que desee un turismo de naturaleza y gastronómico.

Esta iniciativa supondrá una inversión total que supera los 441.000 euros, con una aportación de 200.000 euros gestionados por la asociación Sil Bibei Navea.