recogida inicial de firmas  

Parece ser que el curso no va a terminar tan apacible como parecía en el CEIP Navaliegos de Ponferrada. Esto se debe a la decisión por parte de los Responsables Provinciales de Educación de la supresión para el curso 2015/16 de una línea, un aula, en el curso de 4 años, con lo cual se quedaría una sola aula con 25 niños (máximo permitido por la Ley).

El problema radica según nos comenta a esta redacción fuentes del AMPA del centro, que les han indicado algunos padres y madres, que han intentado matricular a sus hijos en el centro para el curso de 4 años pero que no han podido.

Indican además estos padres que ‘parece ser que hay órdenes de que no se acepten más de 25 niños matriculados para evitar el que tengan que abrir una segunda aula’.

La idea es redistribuir a alumnos de esa edad en la comarca del Bierzo y mandarlos al mismo centro y evitar así el que hay aulas abiertas con poca matrícula. ‘Esto podría vulnerar la Ley porque nosotros tenemos derecho a la elección de centro para escolarizar a nuestros hijos y no donde la Junta quiera’, indica a esta redacción una madre indignada.

Consultadas a fuentes del Centro, indican que efectivamente tiene el máximo de alumnado cubierto con un aula de 25 niños matriculados y que no pueden aceptar más ya que se les ha comunicado la supresión de una línea con lo cual ellos no tienen la posibilidad de aceptar a más niños.

Curiosamente, nos indican desde el AMPA, que este centro además siempre tiene alumnos que se matriculan en el plazo extra antes del verano y que siempre aceptan alumnos en septiembre en el plazo que se abre de matriculación, con lo cual consideran que habría alumnado suficiente para mantener abiertas dos líneas (aulas) de 4 años.

La reducción de coste que supone cerrar un aula por parte de la Junta implica la masificación en cuanto al número de alumnos que tendrá esa unidad que quede con 25 alumnos en una edad tan temprana, además de evitarse el tener que mandar un profesor/a que se encargase de la aula suprimida.

Desde el AMPA indican que van a comenzar con acciones de movilización y concienciación a todos los padres del centro para que no se suprima esa clase de 4 años y, como primera medida, se comenzará con una recogida de firmas y que, en función de la respuesta de la Administración, luego se irán tomando medidas más serias gradualmente’.