• Recuerda la prohibición de animales en la zona de baño y la obligación de la custodia de los animales por parte de sus propietarios
Con el perro suelto

Con el perro suelto

 

Agentes de la  Policía Local de O Barco retiraron un perro que andaba suelto por la playa fluvial de O Barco el domingo por la mañana  no sólo para dar cumplimiento a la norma que establece la prohibición  de acceso de los canes a la zona de baño sino observando que andaba solo por el recinto sin su propietario.  El perro no ofreció ningún tipo de resistencia y, además, portaba el correspondiente  chip para la identificación del animal y la propiedad del mismo.

El perro no ofreció resistencia

El perro no ofreció resistencia

 

La Policía Local recordó que desde el 1 de junio hasta el mes de  octubre está prohibido el acceso de perros a la playa fluvial pero, además, y en este caso, una vez que el  perro estaba suelto, detalló que su obligación es emprender una pequeña investigación para descartar el abandono y, al mismo tiempo, abrir el expediente sancionador correspondiente.

Los agentes de la Policía Local de O Barco recogiendo al perro

Los agentes de la Policía Local de O Barco recogiendo al perro

 

“Al margen de que el perro se hubiese escapado de su casa o de cualquier circunstancia ya que se le ve bien cuidado, no hay indicios de abandono,  la obligación de la Policía Local es retirarlo del recinto y abrir un expediente”,  comentaron fuentes de la Policía Local.

Momento en que abandonan la playa fluvial de O Barco

Momento en que abandonan la playa fluvial de O Barco