La CHMS trabaja en la restauración hidrológico-forestal de la Serra do Xurés

  • La CHMS trabaja en la restauración hidrológico-forestal de la zona devastada por el incendio en O Xurés que afectó a más de 2.000 hectáreas del municipio Ourensano de Lobios
    • Actuaciones enmarcadas en los trabajos de conservación de cauces para la provincia de Ourense
  • “Se pretende reducir la erosión y el transporte de suelo fértil y generar microhábitats que permitan el desarrollo de vegetación futura y que reduzcan la carga de sólidos hacia los cauces” ha explicado Quiroga
  • “Si no se actúa con rapidez se podrían generar importantes problemas de inundaciones y avenidas en infraestructuras de paso y poblaciones, aguas abajo de la zona quemada” ha matizado el presidente
  • La inversión estimada supera los 110.000 euros

La Confederación Hidrográfica del Miño-Sil (CHMS),  Organismo autónomo dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, trabaja en la restauración hidrológico-forestal de la Serra do Xurés, concretamente en el núcleo de Santa María del Rio Caldo,  zona devastada por el incendio que afectó a más de 2.000 hectáreas del municipio Ourensano de Lobios.

Antecedentes

El pasado mes de septiembre se produjo un incendio de gran virulencia que afectó al Parque Natural Baixa Limia – Serra do Xurés en una superficie de aproximadamente 2.000 hectáreas, dentro de los Montes Vecinales en Mano Común de Serra de Lobios e Nichos y Serra do Xurés.

Se trata de una zona montañosa con fuertes pendientes donde, a causa del incendio, se ha reducido drásticamente la cubierta vegetal de la cuenca, por lo que se espera un gran efecto erosivo laminar y por regueros sobre los suelos de las laderas, generando a su vez un excedente extraordinario de flujos líquidos y sobre todo, sólidos, en los cauces, lo cual degradará los ecosistemas fluviales y al mismo tiempo podría generar problemas por arrastres y tapones en infraestructuras y poblaciones aguas abajo de la zona quemada.

Actuaciones en ejecución

Con motivo del grave daño ambiental descrito, el pasado mes de septiembre, esta  Confederación Hidrográfica del Miño-Sil programó actuaciones urgentes, para la Restauración Hidrológico-Forestal de la zona, centrados en cauces y torrentes, con objetivo de frenar la erosión laminar y reducir la sobrecarga de cenizas y suelo fértil hacia los cauces fluviales.    “Si no se actúa con rapidez se podrían generar importantes problemas de inundaciones y avenidas en infraestructuras de paso y poblaciones, aguas abajo de la zona quemada” ha matizado el presidente.

Los trabajos consisten en la ejecución de fajinas de ramas, sujetas con rollizos de madera quemada, en zonas con curvas de nivel, próximas a cárcavas, torrentes y regatos; asimismo, se construyen albarradas con madera quemada y/o piedras en cárcavas y torrenteras, todo ello ayudará a frenar el transporte de sedimentos, estabilizar el lecho y los márgenes, y disminuir la energía potencial del agua y, por tanto, su poder erosivo. Ambas actuaciones se ejecutarán dentro del perímetro del incendio, centrándose en zonas de cabecera y de mayor afección.

Se pretende reducir la erosión y el transporte de suelo fértil, generando al mismo tiempo microhábitats que permitirán el desarrollo de vegetación futura, e igualmente, reducirán la carga de sólidos hacia los cauces principales

ha explicado Quiroga.

Por otra parte, se llevarán a cabo desbroces, resalveos y podas selectivas, especialmente en las inmediaciones de las infraestructuras de paso, eliminando los pies muertos y aquellos con estabilidad comprometida o que invadan el centro del cauce; actuaciones que se ejecutarán tanto dentro del contorno del incendio, como aguas abajo de éste.

Por la ubicación de la zona de trabajo, dentro del Parque Natural, ZEPA y LIC Baixa Limia – Serra do Xurés, estas actuaciones han sido autorizadas, previamente,  por el Servicio de Conservación de la Naturaleza de la Xunta de Galicia.

En este momento, tres brigadas forestales trabajarán, durante dos meses, en la zona afectada, en colaboración con las Juntas de los MVMC de Serra de Lobios e Nichos y Serra do Xurés.

La inversión prevista supera los 110.000 €.