La importancia de que las empresas agrarias inviertan en transformación y comercialización de sus productos

  • La delegada territorial, Marisol Díaz Mouteira, lo destacén en su visita a la industria cárnica O Rualdi, del ayuntamiento de Maceda, que en los últimos años apostó por la eficacia y eficiencia del proceso productivo
  • Hasta el 25 de febrero está abierta la línea de ayudas para inversiones en transformación y comercialización de productos agrarios

 

La Xunta de Galicia, a través de la Consellería de Medio Rural, mantiene abierta hasta el 25 de febrero la línea de ayudas para inversiones en transformación y comercialización de productos agrarios que salió publicada en el Diario Oficial de Galicia (DOG). Estas aportaciones, cofinanciadas por el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural, buscan fomentar la creación, ampliación y modernización de las industrias agroalimentarias gallegas.

La delegada territorial de la Xunta en Ourense, Marisol Díaz Mouteira, acompañada del alcalde del ayuntamiento de Maceda, Rubén Quintas, y del jefe territorial de Medio Rural, Yago Borrajo, visitó hoy la industria cárnica ‘O Rualdi’, emplazada en este municipio ourensano. Esta empresa es una de las beneficiarias de las ayudas de transformación y comercialización de productos agroalimentarios de la pasada convocatoria.

Durante la visita, Díaz Mouteira, puso en valor la apuesta realizada por sus promotores para ampliar y modernizar esta industria cárnica con el objetivo de ofrecer unos productos embutidos de calidad. Así, en los últimos años mejoraron tecnológicamente la empresa, ampliaron sus instalaciones en más de 200 metros cuadrados, con una redistribución de superficies y tareas que aún sin incrementar de forma importante la producción mejoró enormemente la eficiencia y eficacia del proceso productivo. Además, mejoró la seguridad de los procesos y productos con un incremento de cámaras , secaderos y zonas de manipulación de materias primas y productos.

‘O Rualdi’ es una microempresa familiar que cuenta con cuatro trabajadores y que se dedica a la producción de distintos productos embutidos como chorizo de carne y de cebolla, androlla y criollo, que en los últimos años superaron los 70.000 kilos. La mayor parte de esta producción corresponde al chorizo de carne (aproximadamente 45.000 kilos), seguido del chorizo de cebolla (unos 25.000 kilos).