• Conde invitó a las entidades de la economía social a seguir trabajando con la Xunta para que Galicia crezca de manera cada vez más justa y sostenible
  • El conselleiro de Economía, Empleo e Industria, Francisco Conde, asistió ayer en Xinzo de Limia, a la celebración del Día del Cooperativismo Gallego
  • En el evento se entregaron los premios de ‘Cooperativismo en la enseñanza’, así como distinciones a las cooperativas Panxea, Rayados y a la Cooperativa Agraria de A Coruña por la promoción de valores, por el mejor proyecto nuevo y por la trayectoria, respectivamente
  • La Estrategia de la Economía Social contempla entre sus objetivos para apoyar este modelo a creación de 3000 empleos y 300 nuevas entidades

El conselleiro de Economía, Empleo e Industria, Francisco Conde, invitó ayer a las empresas y entidades que conforman la economía social a seguir trabajando en colaboración con la Xunta para que Galicia pueda mantener un crecimiento basado en los valores de este modelo, es decir, un crecimiento cada vez más justo y sostenible. El conselleiro asistió a la gala del Día del Cooperativismo Gallego que se celebró en Xinzo de Limia.

En el evento, que tuvo a Limia Xestión como cooperativa anfitriona, se entregaron los premios de Cooperativismo en la enseñanza al IES Fernando Wirtz de A Coruña por el proyecto Fungal Biomaterial y al CIFP Paseo das Pontes, también de A Coruña, por la iniciativa Biofroita, Sociedad Cooperativa Gallega. Por su parte, Panxea (Santiago de Compostela) recibió el galardón a los valores cooperativos; Rayados (Santiago de Compostela), al mejor proyecto cooperativo nuevo; y la Cooperativa Agraria de A Coruña (Bergondo), el reconocimiento a la trayectoria cooperativa.

Conde subrayó que los premiados son un ejemplo para todos aquellos que quieran sumarse a la familia de la economía social y recordó que, en este sector, Galicia cuenta con más de 3000 entidades que facturan 3000 millones de euros y dan empleo a 14.500 personas, representando un 10% del PIB. El conselleiro aseguró que el cooperativismo forma parte del ADN gallego y que se trata de un modelo asentado en la Comunidad y en el que la economía gallega confía cada vez más, gracias a su apuesta por las personas y por la promoción de la cohesión tanto social como territorial y al compromiso con los productos gallegos.

En definitiva, se trata de un modelo que es fuente de creación de riqueza y empleo para Galicia y que se pretende impulsar desde la Xunta a través de un presupuesto de 22,3M€ en este año 2019 e iniciativas como la Estrategia de la Economía Social que se puso en marcha a finales del pasado año con el objetivo, entre otros, de crear 3000 nuevos empleos y 300 nuevas entidades; o la reciente puesta en marcha del Consejo de la Economía Social de Galicia para ofrecer asesoramiento, pero también para visibilizar la actividad de este sector.