• La Xunta activa cuatro líneas de ayudas por 15M€ para impulsar la mejora de la cualificación e inserción laboral de casi 3.700 personas sin trabajo
  • El titular del Gobierno gallego dice que, a través de estas actuaciones, se da un nuevo impulso a la Agenda 20 para el Empleo con la que se pretende la creación de 100.000 nuevos empleos y reducir la tasa de paro en Galicia hasta una cifra por debajo de los dos dígitos
  • Precisa que la primera línea de ayudas, el programa Aprol Rural, destinará 6,9 millones a entidades locales emplazadas en el rural cuya población sea igual o inferior a 10.000 habitantes con el fin de contratar a tiempo completo trabajadores para realizar obras o servicios de interés general y social. En total, se beneficiarán 900 personas desempleadas y un total de 250 municipios
  • El segundo programa de apoyos va dirigido a entidades sin ánimo de lucro para el desarrollo de 20 lanzaderas de empleo, en las que se invertirán 4 millones de euros, un 40% más que en 2015, y podrán a beneficiar a 1.200 personas desempleadas durante 12 meses
  • En tercer lugar, se destinarán cerca de 3 millones de euros a las Unidades Formativas en Empresas con las que la Xunta financiará el 100% de la formación en las empresas que se comprometan a la contratación. Se pretende beneficiar a 900 personas sin empleo a través de la puesta en marcha de 60 unidades formativas
  • Por último, se pondrán en marcha incentivos a la contratación de trabajadores con mayores dificultades de inserción laboral. Así, a través de ayudas de entre 1.200 hasta 10.000 euros, según la modalidad del programa, se buscará incentivar la creación de empleo entre estas personas e incrementar su estabilidad laboral

 

xunta-de-galicia-300x135El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, avanzó que la Xunta va a activar cuatro programas de apoyos para impulsar la mejora de la calificación y la inserción laboral de casi 3.700 personas sin trabajo. Con esto, se busca ayudar a ampliar sus oportunidades laborales e incentivar su contratación por parte de las empresas. La inversión total de estas líneas específicas está valorado en 15 millones de euros.

A través de estas actuaciones, la Xunta da un nuevo impulso a la Agenda 20 para el Empleo con la que se está impulsando la calidad y estabilidad en el mercado laboral hasta 2020. Esta planificación, según recordó Feijóo, pretende la creación de 100.000 nuevos empleos y reducir la tasa de paro en Galicia hasta una cifra por debajo de los dos dígitos. De hecho, gracias a ella, ya se activaron en los primeros seis meses del año ayudas en empleo por valor de alrededor de 150 millones de euros.

Las cuatro líneas de ayudas

Según detalló el presidente del Gobierno gallego, la primera línea de ayudas, el programa Aprol Rural, destinará 6,9 millones a entidades locales emplazadas en el rural cuya población sea igual o inferior a los 10.000 habitantes con el fin de contratar a tiempo completo trabajadores para realizar obras o servicios de interés general y social. En total, se beneficiarán 900 personas desempleadas y un total de 250 municipios.

El segundo programa de apoyos va dirigido a entidades sin ánimo de lucro para el desarrollo de 20 lanzaderas de empleo, basadas en desarrollar planes integrales que combinen acciones de diversa naturaleza, como orientación y asesoramiento, formación, prácticas laborales y movilidad geográfica. Estas lanzaderas, en las que se invertirán 4 millones de euros, un 40% más que en 2015, podrán a beneficiar la 1.200 despedidos durante 12 meses. El objetivo es que por lo menos un 25% de los participantes consigan un empleo.

Estas 20 lanzaderas se sumarán a las 28 que activarán los ayuntamientos a través de las ayudas del Gobierno gallego. Las lanzaderas, tanto las dirigidas a ayuntamientos como la entidades sin ánimo de lucro, están enfocadas a mejorar la ocupabilidad y la inserción laboral de los vecinos desempleados.

En tercer lugar, se destinarán cerca de 3 millones de euros a las Unidades Formativas en Empresas con las que la Xunta financiará el 100% de la formación en las empresas que se comprometan a la contratación. Se pretende beneficiar la 900 personas sin empleo a través de la puesta en marcha de 60 unidades formativas. Estos apoyos están dirigidos a empresas o grupos de firmas, cualquier que sea la forma jurídica que adopten, que empleen a 50 o más personas trabajadoras. Las empresas deberán comprometerse a un mínimo de contratación del 60% del alumnado que se forme en sus compañías por un período mínimo inicial de 6 meses.

Además, al amparo de este programa, se apoyarán las contrataciones indefinidas iniciales y temporales con ayudas de hasta 9.000 euros para aquellas firmas que superen el compromiso de contratación del 60% de las personas formadas en estas Unidades Formativas de las Empresas.

Por último, el presidente de la Xunta anunció incentivos a la contratación de trabajadores con mayores dificultades de inserción laboral. Así, a través de ayudas de entre 1.200 hasta 10.000 euros, según la modalidad del programa, se buscará incentivar la creación de empleo entre estas personas e incrementar su estabilidad laboral.

Del mismo modo, se incluyen apoyos a la contratación para personas mayores de 30 años, que agotaran las prestaciones por desempleo o para las que se encuentren en riesgo de exclusión social, entre otros colectivos. En total, se invertirán 1,5 millones de euros.