• El Consello Regulador solicitará ayudas para los viticultores cuya producción se haya visto afectada por diferentes plagas o enfermedades fitosanitarias
  • En el Pleno celebrado hoy se ultimaron, además, los trabajos preparatorios para la nueva campaña de la vendimia, que dará comienzo próximamente en la comarca
  • Se ha acordado contar con los servicios de la empresa temporal Ader para la contratación de los veedores

 

El Pleno del Consello Regulador, reunido ayer en Vilamartín de Valdeorras, ha decidido por unanimidad solicitar ayudas a la Consellería de Medio Rural para aquellos viticultores valdeorreses cuya producción se haya visto afectada por diferentes plagas y enfermedades fitosanitarias y que puedan demostrar “una disminución en el número de kilos recogidos respecto a la media obtenida en los tres años anteriores”. Así lo ha valorado el presidente del organismo, José Luis García Pando, una vez finalizada la reunión.

García Pando señaló adicionalmente que el Consello Regulador ha aprobado, también por unanimidad, comenzar con los trabajos preparatorios para la campaña de la vendimia 2018, que se iniciará en los próximos días en la comarca. En este sentido, el Pleno acordó contratar a los veedores para la vendimia a través de la empresa Ader, una empresa de trabajo temporal con la que ya se colaboró el año pasado.

Paralización de las verificaciones de aptitud de los vinos

Finalmente, como en años anteriores, el Pleno del Consello Regulador aprobó paralizar las verificaciones de aptitud de las partidas de vinos. Es decir, para no interferir con la vendimia, se paraliza entre el 12 de septiembre y el 17 de octubre el trabajo ordinario de catas que se viene desarrollando periódicamente en las instalaciones del Consello.

Por lo tanto, las bodegas interesadas tienen ahora 15 días por delante para poder verificar la aptitud de sus partidas antes de que se paralicen temporalmente las catas.