• Sanidad ya recomienda desde el año 2017 la vacunación frente al sarampión de las personas adultas nacidas a partir de 1968
  • La Consellería de Sanidad señala que aquellas personas que tengan dudas al respecto de la vacunación, deberán acudir a su médico de familia para que valore la conveniencia de la misma
  • Un 98,2% de gallegos y gallegas de 18 a 64 años muestran un nivel de anticuerpos protector frente a esta enfermedad

 

Ante de las informaciones publicadas estos días en los medios de comunicación sobre la vacunación frente al sarampión en las personas adultas, la Consellería de Sanidad informa que, su Dirección General de Salud Pública ya recomienda, desde julio de 2017, fecha de la puesta en marcha del Calendario de Vacunación del Adulto, la administración de la vacuna del sarampión a las personas nacidas a partir de 1968 que no habían cumplido los criterios de inmunidad (tener pasada la enfermedad o no haber recibido la vacuna).

La anterior recomendación fue reiterada recién por la Consellería de Sanidad en el documento publicado por el Programa Gallego de Vacunación del pasado mes de julio, y en el que se aborda la Vacunación en grupos de riesgo de todas las edades y en determinadas situaciones.

La Dirección General de Salud Pública también informa , de que no hay ninguna situación de alarma que desemboque en una urgencia para vacunarse. Así, la susceptibilidad de la población gallega hacia el sarampión es baja, puesto que un 98,2% de las personas de 18 a 64 años muestran un nivel de anticuerpos protector, según se desprende del estudio de seroprevalencia hecho en Galicia en el año 2013, cumpliendo los criterios de la estrategia gallega de eliminación de la transmisión autóctona del sarampión, y no existiendo motivos para pensar que este porcentaje había variado de manera notable.

En consecuencia, desde la publicación del calendario del adulto en el año 2017, la Consellería de Sanidad ya recomienda a los sanitarios que, siempre que sea posible, aprovechen los contactos asistenciales de los adultos con el sistema público de salud para revisar, y se hace falta, actualizar su calendario vacunal.

Por último, la Consellería de Sanidad señala que aquellas personas que tengan dudas al respecto, deberán acudir a su médico de familia para que valore la conveniencia de la vacunación, y reitera que no existe ninguna situación de alarma que obligue a la vacunación inmediata de los adultos.