• Los detenidos, concretamente los de nacionalidad albanesa, atacaron con un destornillador a los agentes de la Guardia Civil

 

La operación “Christmas”, se salda con la detención de cuatro individuos,  vecinos de Ourense.  F.G.T, de 35 años de edad,  los súbditos albaneses E.B, de 28 años de edad y E.S, 24 años,  y F.J.H, de 38 años de edad, como presuntos autores de un delito de  tentativa de robo con violencia y allanamiento de morada,  un delito de tentativa de homicidio a agentes de la autoridad, y la posible implicación en más de una treintena de robos en varios domicilios de Esgos, Monterrei, Barbadás, Bentrace y Tapa de Bouzas, entre otros.

La operación se inció el pasado mes de noviembre tras tener conocimiento de un incremento de robos en  viviendas de la provincia de Ourense.

Las detenciones se produjeron “in fraganti”, cuando los detenidos entraron tras forzar una ventana de una vivienda en Boborás, y  esperaban que la dueña de la vivienda se encontrase  sola en el interior, por lo que iba a ser un robo con intimidación,  pero quienes estaban dentro eran agentes de la Guardia Civil, que habían entrado al domicilio sin ser vistos y sustituyeron a la única moradora en ese momento.  Los detenidos, concretamente los de nacionalidad albanesa reaccionaron de forma violenta y agresiva hacia los agentes de la Guardia Civil, atacándolos con un destornillador de grandes dimensiones, resistiéndose a la detención y no dudando en emplear extremadamente la fuerza física contra los agentes.

 

El otro detenido, en el momento de proceder a su detención, intentó darse a la fuga saltando el muro  del cierre de la vivienda, siendo interceptado por un agente de la Guardia Civil.

Los detenidos llegaron al lugar en un vehículo, y tras dar varias vueltas de reconocimiento  a la vivienda, aparcaron en un lugar próximo. En el vehículo viajaban cuatro individuos, tres que fueron los que entraron a la vivienda, y uno de ellos que se quedó a la espera en el vehículo, y que tras observar la operación, abandonó el lugar a gran velocidad.

La Guardia Civil montó un dispositivo de búsqueda y localización, y tras localizarlo en un cruce de Cea, se procedió a dar el alto al vehículo, el conductor realizó una maniobra evasiva, dándose a la fuga, volcando 300 metros más adelante, debido a la gran velocidad a la que conducía; el conductor salió del vehículo y se dio a la fuga campo a través, y fue detenido a primera hora de la tarde por agentes del Cuerpo Nacional de Policía de la Comisaría de Ourense.

 

El modus operandi de los detenidos, consistía en recorrer en vehículos distintos municipios de Ourense, seleccionando casas con fácil acceso, una vez seleccionado el objetivo, realizaban una minuciosa vigilancia y observaban los movimientos y costumbres; aprovechando en la mayoría de los casos las ausencias de los domicilios, entraban a la vivienda tras forzar puertas y ventanas y se apoderaban de dinero y joyas, mientras otro esperaba en el vehículo  para huir lo antes posible.

Durante la tarde noche de ayer se llevaron a cabo varios registros domiciliarios.

La Operación continúa abierta. Fue trasladada al Juzgado de Instrucción de Carballiño.