• El BNG lleva al parlamento la falsificación de partes de guardia del Hospital de O Barco Valdeorras
  • Presas pide que se realice una auditoría independiente que esclarezca este hecho que considera gravísimo pues pone en riesgo la salud de los pacientes

 

Dentro de la política de recortes en la sanidad pública, el Hospital de Valdeorras fue de los centros más damnificados en particular desde la supresión del área sanitaria de O Barco con la reforma de la Ley de salud gallega por parte del PP en solitario en 2018.

“Una reforma de espaldas a las exigencias de los territorios y de las y de los profesionales, como quedó de manifiesto en numerosas movilizaciones que la Xunta ignoró”, destaca la diputada por Ourense, Noa Presas, autora de la batería de iniciativas que el Bloque presenta en el Parlamento en relación a la situación de este centro hospitalario.

En concreto, el BNG recoge la denuncia hecha pública por un facultativo del hospital en la que advertía que había cuadros de guardia falsos, figuraba personal de guardia que no lo estaba, entre otras causas por vacaciones, situación que al ser ignorada por el personal que sí estaba trabajando motivó que algún paciente tuviera que esperar muchas horas para ser desviado a Ourense.

“Es un hecho gravísimo que podría tener un fatal desenlace y que evidencia la situación de deterioro del hospital. Una situación injustificable al mismo tiempo que sabemos también que la hospitalización a domicilio está sin funcionar por falta de personal y que hay tres internistas que abandonaron o están con una baja fuera del hospital, y de estos tres internistas no hay cubiertos más que uno”, destaca Presas.

A todos estos hechos, la diputada por Ourense añade “la falta de transparencia que ha denunciado el plantel”. En este contexto, el Bloque presentó en la Cámara una serie de iniciativas para reclamar @da Xunta que se recupere el área sanitario de Valdeorras y que se dote de los recursos materiales y humanos suficientes para dar un servicio sanitario de calidad y en igualdad de condiciones a los vecinos de las comarcas del oriente ourensano.

Igualmente, Presas solicita desarrollar una auditoría independiente que esclarezca las circunstancias de falsedad de los partes de guardia para estabelecer medidas al respeto y reflexe la dotación de medios materiales y humanos del hospital desde 2009 hasta la actualidad, así como depurar las responsabilidades precisas por el acontecido respeto de la falsedad de partes de guardia.