Oscar Masats  

Endesa dota una partida en los presupuestos del 2015 para el desmantelamiento de la térmica de Compostilla, lo que supondría el cierre de una de las pocas empresas que queda ya en el Bierzo que da empleos directos e indirectos a la comarca.

La preocupación llega a todos los ámbitos, tanto a la población que ve como este cierre supondría ya la ‘ruina definitiva’ para la comarca, como a los partidos políticos, entes sindicales y demás movimientos sociales.

Recordemos además que esta central térmica tiene el compromiso de quemar carbón autóctono, lo que supondría en la práctica que se dejase de usar el mismo lo que incidiría el cierre de forma radical y crucial en el entorno minero.

Por parte del PSOE se ha pedido la comparecencia al consejero de Economía y Empleo, Tomás Villanueva, para que hable deje claro lo que va a ocurrir cuestión.