Colectivos Sociales del Bierzo manifiestan su apoyo a Ramiro Pintopoyo a Ramiro Pinto

Desde la Asociación Plataforma Ciudadana en Defensa de los Derechos Sociales, la Asamblea Comarcal 22M Bierzo, el Partido Compromiso Socialista, el colectivo Parados Paradas en Marcha 22M Bierzo Alto, el colectivo Paradas y Parados en Marcha 22M Kubillos del Sil y la Plataforma Ciudadana Dignidad de la Clase Obrera Bierzo, queremos dejar patente que nos solidarizamos con el compañero, Ramiro Pinto  que se declaró en huelga de hambre el martes 15 de julio a las 12’30 horas y que desde entonces ha iniciado un encierro en la Dirección Provincial del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, en la calle San Marcos de León.

ENCIERRO Y HUELGA DE HAMBRE desde la dignidad de los parados.

Por todo  esto  los colectivos que firman el presente se sumarán el domingo, día 20 de Julio, a la concentración que se realizará en León a las 12, 30 Horas en la Gran Vía de San Marcos, en la Delegación de Trabajo.

Está concentración se realizará en apoyo del compañero Ramiro Pinto en huelga de hambre para protestar por la agresión permanente a los trabajadores en paro.

La agresión a los trabajadores en situación de desempleo por parte de las administraciones públicas y, en especial, por el Gobierno del PP en este País y con un marco legal,  que sólo favorece a los empresarios y ha dejado desprotegidos a los trabajadores. Las leyes que se vienen aprobando, desde hace no poco tiempo, no son para la creación de empleo sino para la destrucción del mismo y de la dignidad de la Clase Obrera, estas leyes sólo hacen que destruir a miles de personas mediante una violencia sistemática ejercida desde la ley, lo cual no se puede consentir bajo ningún concepto, ni por más tiempo. Es necesaria la respuesta en legítima defensa. Por ello se plantea una acción pacífica, contumaz y persistente hasta el cumplimiento de los objetivos, haciendo una llamada de atención al conjunto de la sociedad para que no sea cómplice de esta situación degradante e indigna, pero que no degrada a quien padece tal situación como se quiere hacer creer a quienes sufren sus consecuencias, sino a la sociedad que lo consiente y en la que sucede con total impunidad.

“No somos mercancías en manos de políticos y banqueros”.

En las plazas de todo el Estado, han resonado durante el año 2014 estas palabras indignadas, expresando el hartazgo de la ciudadanía.

La crisis multiplica el número de damnificados por las políticas capitalistas y neoliberales. Ello ha supuesto que 5.977.500 de personas se encuentren en situación de desempleo, según datos de la EPA del segundo trimestre de 2013, recortes sociales en sanidad, educación, o de ayudas a la dependencia mediante menor asignación presupuestaria y privatizaciones, entre otras, y un preocupante aumento de la precarización de las condiciones laborales y los abusos ejercidos sobre los trabajadores. La carencia de empleo y de ingresos constituye uno de los principales motivos de desahucios.

Según el Consejo General del Poder Judicial, el número de desahucios (lanzamientos) en 2012 fue de 101.034 y en 2013 el 37,5% fue motivado por ejecuciones hipotecarias y el 57,7%, por ejecuciones de arrendamiento. Resulta inadmisible que en un estado democrático, social y de derecho a la vez que el uso y disfrute de una vivienda digna, el empleo en un trabajo digno y la garantía de suficiencia económica de las personas son derechos constitucionalmente declarados, se consienta que simultáneamente existan situaciones en las que a las personas se les prive de ellos.

Por todo esto hacemos un llamamiento a la ciudadanía a la lucha social y a la defensa de los derechos sociales universales y por la dignidad de la clase Obrera.

Por todo lo expuesto los colectivos firmantes estamos a disposición del compañero Ramiro Pinto en huelga de hambre para protestar por la agresión permanente a los trabajadores en paro.  Y defendemos esta reivindicación como nuestro dado que la desidia de la falta de empleo es de toda la población.  Deseamos transmitir a  Ramiro Pinto en huelga de hambre la fuerza de la sociedad del Bierzo con un grito unánime Si Se Puede, Si Se Puede, Si Se Puede, pero no quieren. Salud y Fuerza.