• María González Albert: “resulta escandaloso que  reclame al gobierno local que compense una subida de valores que acaba de llevar a cabo el PP del Estado, su propio partido”

María González Albert, en el pleno en que se abordó el asunto

 

El portavoz del grupo municipal del PP de A Rúa, Avelino García Ferradal, propuso en el pleno del pasado 8 de enero una reducción del coeficiente de aplicación del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) correspondiente al Ayuntamiento, teniendo en cuenta la subida de las tasas a raíz de la revisión catastral realizada por Hacienda. García Ferradal había manifestado en la citada sesión que el Ayuntamiento tiene competencias para reducir el IBI en proporción a la subida del catastro.

Avelino García Ferradal en el pleno en el que propuso la rebaja del IBI

 

Ahora, la portavoz municipal del Bloque Nacionalista Galego – Asambleas Abertas en el Concello de A Rúa, María González Albert, manifestó  su total indignación ante la actitud demagógica del portavoz del PP en relación con la reciente revisión de la ponencia de valores catastrales que afecta este año al municipio de A Rúa igual que a otros 1.829 ayuntamientos del conjunto del Estado.

Destaca Albert su “hartazgo” ante la constante irresponsabilidad del PP local en lo referido a la gestión municipal; irresponsabilidad que, recuerda, “nos llevó a una situación insostenible en este Ayuntamiento con una deuda que superaba por mucho los límites legales al inicio de este último período de sesiones”.

 Señala también la portavoz nacionalista que “para el PP parece muy fácil acumular deuda ya que no acostumbra a pagarla, dejando que sean administraciones posteriores las que asuman su nefasta gestión económica”. Concretamente, en lo que tiene a ver con la propuesta de Avelino García Ferradal de rebajar el ratio del IBI en A Rúa para compensar la revisión catastral, la portavoz del BNG  destaca que “resulta escandaloso que el PP del Ayuntamiento reclame al gobierno local que compense una subida de valores que acaba de llevar a cabo el PP del Estado. Es decir, su propio partido”.

Grupo municipal del BNG

 

Además, recuerda a Ferradal que el PP publicó el Real Decreto- ley 20/2017, de 29 de diciembre, por él que se prorrogan y aprueban diversas medidas tributarias y otras medidas urgentes en materia social” en el último BOE del año 2017 (“el 30 de Diciembre de nuevo por la puerta de atrás y con la fórmula de RD, dejando por tanto sin capacidad de reacción a los ayuntamientos”, añade). Teniendo en cuenta que el IBI se devenga el día primero de enero, reclamar al Ayuntamiento una rebaja en el valor sólo puede indicar “ignorancia o mala fe”.

Además, señala  también que “la misma eficiencia debía tener para pedirle a su propio Gobierno que no apruebe las subidas de la luz, gas, butano, teléfono, correos, peajes… que ahogan a la ciudadanía y que parecen importarle mucho menos”.

Por último, y entendiendo que habiendo sido alcalde durante 4 años, González Albert argumenta que  García Ferradal “tendrá cuando menos un mínimo conocimiento de la situación económica en la que trabaja el Ayuntamiento de A Rúa” y le  pregunta “¿qué servicios municipales considera que pueden ser eliminados para compensar la falta de ingresos que propone?, ¿Cuáles son los servicios superfluos de entre todos los que ofrece el Ayuntamiento?”.

 Finalmente, la portavoz del BNG lamentó que “este tipo de actitud demagógica resulte ser la tónica habitual en la forma de hacer política del portavoz del PP que, una vez más, pierde una oportunidad de oro de hacer pedagogía política en su propio Ayuntamiento”.