• Conducía el mismo furgón que hace un mes fue detectado por Tráfico en la misma vía a 162 kilómetros hora

La furgoneta con exceso de velocidad

 

Agentes del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Ourense detectaron este fin de semana en la autovía A-52 a un conductor de nacionalidad portuguesa, A.M.P.T., conduciendo una furgoneta de gran tamaño a una velocidad de 177 kilómetros hora, cuando debía hacerlo a una velocidad máxima de 90 kilómetros hora.

Se da la circunstancia de que este conductor fue detectado hace un mes en la misma autovía conduciendo el mismo furgón a una velocidad de 162 kilómetros hora.

Se le formuló una denuncia administrativa cuya sanción económica es de 600 € por cada infracción y al ser una persona no residente en España, tuvo que abonar la sanción en el momento.

Estas infracciones conllevan la sanción de 600€ y la retirada de 6 puntos del permiso de conducir y si hubiera circulado a más de 180 Km/h (el doble de la permitida), se le hubiera imputado un delito contra la seguridad del tráfico, tipificado en el Código Penal y castigado con la pena de prisión de tres a seis meses o a la de multa de seis a doce meses o trabajos en beneficio de la comunidad de 31 a 90 días y, en cualquier caso, a la de privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta cuatro años.

Desde el Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Ourense, se hace un llamamiento a la prudencia a la hora de circular, especialmente en lo referente la velocidad, debiendo adaptarla a todos aquellos parámetros que condicionan la circulación, tales como la climatología, el estado de la vía, el tipo de vehículo y las condiciones del conductor, entre otras,  y en ningún caso superar los límites establecidos.